IEBSchool - La Escuela de los Negocios y los Emprendedores

Contenido destacado del mes

Cuáles son los ingredientes para tequeños

Cuáles son los ingredientes para tequeños Cuando hacemos tequeños venezolanos es importante tener en cuenta varios aspectos, pero lo más importante son los ingredientes para tequeños. También hay que considerar las técnicas de amasado de la masa y de armado de los … [ leer más ]

Lo más leído

Tipo de pan: pan de trigo, pan saborizado, pan de maíz

29 enero, 2021, en Sin categoría por Olga Martinez


1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

Tipo de pan

Pan de trigo.

La harina de trigo es la más utilizada para la elaboración de el tipo de pan más conocido, por ejemplo pan saborizadobaguette, entre otros. El principal beneficio del pan de trigo, es lo rico en vitaminas y nutrientes. De entre los beneficios de comer pan, este podría ser uno de los más importantes. Contiene hierro, magnesio, potasio, ácido fólico y vitaminas B6 y B2, entre otros componentes. Por ello, ayuda a evitar que asciendan los niveles de azúcar en sangre. Es un alimento ideal para personas diabéticas, además de ser el más rico en fibra, fomenta una mayor sensación de saciedad. No obstante, la cantidad de calorías aportadas en ambos casos suele ser muy similar. 100 g de pan blanco tienen unas 260 kcal frente a las 230 kcal del pan integral.

Pan saborizado

Pan de centeno

Contiene menos gluten que otros cereales y eso es lo que le da una apariencia más compacta. Su miga es de apariencia más oscura, y tiene un sabor amargo muy característico. Con frecuencia se comercializa mezclado con otras harinas para darle mayor esponjosidad. Presenta varias ventajas frente al pan habitual de trigo: se conserva fresco durante más tiempo. El pan de centeno destaca por su alto contenido en minerales y oligoelementos, entre los que distinguimos el calcio, hierro, fósforo, zinc, selenio y sodio. Además, aporta cantidades interesantes de ácidos grasos saludables, como el ácido linoeico.

Pan de espelta

La espelta es una variedad del trigo más digerible que el trigo común gracias a que contiene más cantidad de fibra pero menos gluten (al igual que ocurre con el centeno). Por tanto, muchas personas con alguna intolerancia al trigo pueden consumir este pan sin problemas. Además, el consumo diario de pan de espelta disminuye los niveles de colesterol y regula el metabolismo. Entre los beneficios del pan de espelta se puede resaltar que ayuda a la digestión, es fuente del grupo de vitaminas B y minerales y aporta omega 3 y 6. 

Pan de maíz

Se elabora con harina de maíz que no contiene gluten, lo que hace que sea un pan apto para celíacos.  Además es bajo en purinas, por lo que es un alimento que también pueden tomar sin problemas las personas con el ácido úrico alto. El pan de maíz tiene un alto contenido en fibra y es rico en vitaminas A,B,C además de contener minerales como el calcio, fósforo, magnesio, zinc y potasio. Es beneficioso para prevenir problemas de hemorroides, cáncer de colon o trastornos digestivos. Y no queda ahí la cosa, también es rico en calcio, es fuente de potasio que beneficia la salud cardíaca y el sistema nervioso. Ayuda a regular el colesterol y es una excelente opción para celíacos ya que la harina de maíz no contiene gluten.

Pan germinado

Los panes germinados se elaboran con el grano o semilla del propio cereal germinado, lo que hace que no se necesite levadura en su elaboración permitiendo así incrementar su valor nutricional. Los panes germinados (de espelta, centeno, trigo…) son mucho más digestivos y se recomiendan a personas que no pueden tomar ningún tipo de levadura, con tendencias alérgicas o con problemas digestivos. El pan germinado contiene más nutrientes, los cuales se absorben mejor ya que el proceso de germinación aumenta la biodisponibilidad de ciertas vitaminas y minerales. Las harinas germinadas tienen un mayor contenido en antioxidantes, vitamina C, B y caroteno, lo cual ayuda a absorber mejor el Calcio, el Magnesio, el Hierro y el Zinc durante la digestión. Tienen un menor contenido en gluten, pero no lo suficiente como para que las personas con intolerancia al gluten o celiaquía las consuman.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

comentarios para esta entrada