IEBSchool - La Escuela de los Negocios y los Emprendedores

Contenido destacado del mes

Las mejores hidratantes para veganos

Ataviada con unos jeans, suéter negro ceñido y un collar de jade, la artífice de Handmade Beauty, Diana Burillo, confiesa su veganismo, habla de su empresa y adelanta las últimas novedades en belleza natural. Con su lema “mejorar el mundo … [ leer más ]

Lo más leído

Tags

Las mejores hidratantes para veganos

27 enero, 2018, en Belleza por Néstor Amorín
Tags: , , , , , ,

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (1 votes, average: 5,00 out of 5)
Loading...

Ataviada con unos jeans, suéter negro ceñido y un collar de jade, la artífice de Handmade Beauty, Diana Burillo, confiesa su veganismo, habla de su empresa y adelanta las últimas novedades en belleza natural.

Invitación para un ritual de manicura en Handmade Beauty

Invitación personal de Handmade Beauty para un ritual de manicura

Con su lema “mejorar el mundo empieza por ti”, Diana Burillo anhela contagiar su estilo de vida consciente basado en alimentación ecológica y belleza orgánica. Mismos principios que destila su empresa, cuya génesis en 2011 despertó en España la oferta de cosmética eco. Los esmaltes de uñas sin tóxicos fueron su primera hazaña. Supuso el auge de los nail bars en Madrid. “Hay que ser consecuentes de principio a fin. En mi centro hasta las toallas son orgánicas”, confiesa. Este concepto íntegro la llevó a prescindir del packaging en sus productos para evitar su deshecho.

“Mi objetivo es sanar”, admite. “Todo empezó cuando estudié cocina en Le Cordon Bleu. Ahí agarré conciencia de dónde procedía la comida”. Tras un duro enfrentamiento emocional, se replantea su dieta y descubre los superalimentos. El mundo vegano la fue empujando hacia la cosmética sin percatarse. “Si estaba cuidando mi alimentación era ilógico no preocuparse de cómo trataba mi piel”, explica. Burillo también insiste en la importancia del equilibrio. El deporte y compromiso con la sostenibilidad se vuelven motivaciones indispensables.

“Soy consecuente con lo que trato de implementar en la marca pero no soy una vegana radical; si tengo que ir a una cena y tomar queso, lo hago”, sentencia.

Originario de su México natal, el tepezcohuite se convierte en su materia prima estrella, presente en su línea corporal de regeneradores. “Es magnífico porque cura, a nivel tópico, heridas y magulladuras”, razona. Su equivalente a nivel europeo sería la árnica, planta medicinal que “mitiga hemorragias internas y sana órganos”. Diana reitera que el verbo “sanar” le encanta. Ahora se entiende que su cosmético favorito sea un balm hecho a base de ambos ingredientes.

Ella es fan de los aceites y mantecas vegetales. Contraria al mito de su comedogenia, expone su visión: “para que sean buenos tienen que ser en presión en frío y cien por cien puros, sin fuente de calor, ni alterados ni diluídos”. Desmontamos su secreto de belleza: el hidrolato de flores. Una esencia floral que hace labores de tónico, sin resecar. Como rutina diaria, “me lavo el rostro, me aplico la esencia y luego el aceite. Suelo alternar jojoba y rosa mosqueta. No me echo más cosas”.

Cuando llegó era un tabú hablar del tema pero, según ella, hasta los hombres, asignatura pendiente en la industria, “cada vez se cuidan más”. Ellos suponen mayoría clientelar en su centro de Xiquena, Madrid. Y no le extraña. “Ofrecemos un tipo de belleza muy enfocado a lo natural donde la fitoterapia europea es la base de mis productos”, subraya. Entre los superventas masculinos, destacan los All in one, como el de tomate y zanahoria.

Y llega el turno de las primicias. En sus próximos proyectos, además de la Fundación Handmade Beauty, Diana demuestra ilusión por el lanzamiento de Beauty Roots, “la nueva línea de alta gama que saldrá a la venta el año próximo”. Con el gradual interés hotelero en sus tratamientos, su recién estrenado champú de ortiga convertido en bestseller y la gama de lips and cheeks próxima a salir, Diana Burillo continuará removiendo conciencias sin recurrir a los parabenos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

comentarios para esta entrada