IEBSchool - La Escuela de los Negocios y los Emprendedores

Contenido destacado del mes

Infoxicación o sobrecarga informativa

Según la FUNDEU (Fundación del Español Urgente) , infoxicación es una palabra adecuada en español para referirse a una sobrecarga de información que recibimos a diario y que resulta difícil de procesar adecuadamente. El neologismo  surge como acrónimo de “intoxicación … [ leer más ]

Lo más leído

Tags

Ética y producto local: nuevas oportunidades de negocio

19 mayo, 2015, en Ética empresarial, Responsabilidad social corporativa por Ángel Cubero Gómez
Tags: ,

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

ETICA_NEGOCIOS2

 

Parece que el lugar de fabricación de un producto es una tendencia al alza. El reclamo es directo y  apela al compromiso de los compradores con la economía y el empleo locales en un período de crisis prolongada. Como contrapartida las marcas ofrecen, aparte de la calidad de sus productos,  su responsabilidad social corporativa, generando un vínculo emocional con el potencial consumidor.

Recientemente, marcas con Balay han subrayado en sus anuncios publicitarios su sello “hecho en España”, mientras que desde su sitio web certifican la excelencia de sus condiciones laborales. Os animo a ver un spot reciente  en el que se subraya públicamente el compromiso con “su gente y con el futuro”. El mensaje cala rápido, produciendo en el espectador una simpatía y una intención de compra hacia una firma que crea empleo local, generación tras generación. ¿Qué mejor argumento de venta y fidelización podemos lanzar en una economía debilitada por el paro y acostumbrada a la deslocalización de la producción?



Según unas declaraciones de Cristina Espinosa, jefa de producto de Balay, al períodico El País esta línea de comunicación pretende ser un reflejo de la situación que vive  la sociedad española:

“era lo lógico dada la situación económica que atraviesa el país. Queríamos poner en valor que es una marca con productos hechos aquí y no a miles de kilómetros”

Desde su sitio oficial en Facebook,  Balay busca un contacto más próximo con el consumidor,  destacando en muchas ocasiones incluso por encima del producto, la figura del trabajador de la planta. Un buen ejemplo de ello es su catálogo 2015.  Lo mismo ocurre en su imagen de cabecera en Twitter o en la red social  Flickr.

No cabe duda: la marca local y la responsabilidad social corporativa muestran su valor creciente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

comentarios para esta entrada