IEBSchool - La Escuela de los Negocios y los Emprendedores

Contenido destacado del mes

¡Un saludo ágil a todos!

He querido dedicar este primer post del blog como recibimiento a todos y para ponerlos un poco en contexto de la temática que trataremos aquí. Este es un espacio dedicado a la reflexión, mejores prácticas, información de interés y actualidad … [ leer más ]

Lo más leído

Tags

¡Un saludo ágil a todos!

20 noviembre, 2016, en Empresa ágil por Laura Rodríguez
Tags: ,

1 Star2 Stars3 Stars4 Stars5 Stars (No Ratings Yet)
Loading...

IMG_3157

He querido dedicar este primer post del blog como recibimiento a todos y para ponerlos un poco en contexto de la temática que trataremos aquí.

Este es un espacio dedicado a la reflexión, mejores prácticas, información de interés y actualidad sobre la empresa ágil. Si esto no parece hacer mucho sentido para ti y te preguntas “¿un blog sólo para hablar de Scrum?”, entonces has de saber que eres un potencial cliente de este espacio y te garantizo que valdrá la pena combatir el aburrimiento de leer mi tal-vez-divertida tal-vez-molesta redacción.

En primer lugar, vamos a aclarar el por qué hablar de la agilidad en la empresa.  Se trata algo mucho más grande que Scrum o que cualquier otra metodología de gestión de proyectos.  La empresa, si la imaginamos como un polígono, debe ser gestionada en todas sus aristas por igual siguiendo un mismo norte, por lo tanto al hablar de una empresa ágil hablamos de una empresa en la que sus proyectos, conocimiento, recursos e individuos se gestionan de manera ágil y por ende, productiva.  El polígono sólo podrá mantener su forma final si todas sus aristas se sincronizan en el método de trabajo y lo adoptan como cultura organizacional.

Haremos énfasis en que la agilidad que reside en la empresa debe ser absorbida o más bien, aportada por sus individuos, tal y como se expresa en los Valores del Manifiesto Ágil: “Individuos e Interacciones sobre procesos y herramientas” .  Si ahora más bien hablamos de la empresa como una sinfonía, la única manera de mantener la armonía y garantizar el resultado final es cuando todos los individuos, como instrumentos, están correctamente afinados.  Un individuo no-ágil, que no crea en la agilidad como potenciador de su propia productividad y que de paso no tenga la intención de transformarse, terminará siendo el instrumento desafinado que afecta negativamente el esfuerzo conjunto de los demás.

Aprenderemos que una empresa ágil, tal como se menciona en los cliff notes de KPMG (Agile business for fragile times) referenciados en este blog de Directores Comerciales, se diferencia por su proactividad, transparencia, continuidad y seguridad en contraste con la reactividad, opacidad, intermitencia e inseguridad de las empresas “tradicionales” (dicho esto con toda la subjetividad posible).  Estas cualidades son las que han hecho que algunas de las grandes empresas ágiles en el mundo sean lo que son a nivel de productos, resultados, estrategia, ambiente laboral y de conocimiento.

En conclusión, hablaremos de lo que incluso para el sentido común profesional de hoy en día podemos considerar como la mejor manera de trabajar, más natural, la más fluida, sincronizada y hasta entretenida.  La manera para verdaderamente impulsar a nuestras ideas, nuestros proyectos, nuestras empresas.

“The only way to go fast is to go well.”

Robert C. Martin (Uncle Bob)

 

Muchas gracias por estar aquí y ¡Bienvenidos!

 

Referencias:
Foto por The Steve / CC BY-NC-ND

1 comentario para ¡Un saludo ágil a todos!

Responder a Jordán Dávila Cancelar respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

comentarios para esta entrada