RRHH 2.0

Tendencias, novedades, noticias y tips del mundo de RRHH 2.0

RRHH 2.0

21 Feb 2017
Sé el primero en comentar

Qué es el IRPF y cómo afecta a trabajadores y autónomos

MaloRegularBuenoSobresalienteExcelente! (5 votos, promedio: 4,80 de 5)
Loading...
Imagen de perfil de Raúl Jaime Maestre

qué es el IRPF

El IRPF o Impuesto sobre la renta de las personas físicas es un impuesto que pagan las personas físicas que son residentes en España o contribuyentes de sus rentas obtenidas durante un año natural.

El IRPF es el impuesto más importante de la Agencia Tributaria en España, debido a su importancia cuantitativa. Se basa en los principios tributarios de progresividad, generalidad y capacidad económica.

El ámbito de aplicación del IRPF es a nivel de todas las Comunidades Autónomas de España. Aunque esté cedido parcialmente a las Comunidades Autonómicas, las cuales pueden establecer las deducciones que se les puede aplicar a la cuota.

Pero, ¿sabemos qué es el IRPF en realidad? ¿cómo se aplica en las nóminas de los trabajadores por cuenta ajena? ¿cómo aplican los autónomos el IRPF?

Artículos relacionados:

Qué es el IRPF


El IRPF es un dinero que la Agencia Tributaria aparta de nuestra nómina u otras rentas en previsión a lo que después se le tendrá que pagar al hacer la declaración de la renta. Por tanto, se trata de un anticipo que todos los ciudadanos españoles realizamos a Hacienda como previsión.

Las retenciones son una de las fórmulas que utiliza el Gobierno para financiarse. El Gobierno exige este adelanto para asegurarse de que todos cumplen con una parte de sus obligaciones.

Los contribuyentes del IRPF son aquellas personas físicas que tienen residencia habitual en el territorio español, o aquellas personas físicas que tengan su residencia habitual en el extranjero con una misión diplomática, oficinas consulares e institutos en el extranjero.

En función de las retenciones que se hayan adelantado se pagará más o menos en el IRPF. Si se ha retenido de más, la Agencia Tributaria nos devolverá la diferencia. En el caso contrario, el contribuyente tendrá que pagar lo que falta a la Agencia Tributaria. Con las retenciones, el Gobierno se asegura de que se ha ingresado parte de lo que se debe una vez llegado el momento de la liquidación.

Existen 3 componentes que forman parte de la renta y que se deben pagar en el IRPF:

➡️ Rendimientos: se consideran rendimientos del trabajo aquellos que se han obtenido por nuestro trabajo por cuenta ajena o cuenta propia, los rendimientos de capital mobiliario que se han obtenido por elementos patrimonio, bienes o derechos no destinados a una actividad económica y los rendimientos de capital inmobiliario procedentes de bienes inmuebles rústicos y urbanos o derechos reales sobre estos inmuebles no destinados a actividades económicas.

➡️ Ganancias o pérdidas patrimoniales: cuando se produce una alteración en la composición del patrimonio, variación en el valor del patrimonio del contribuyente o no calificación de la renta obtenida como rendimiento.

➡️ Imputaciones de renta: son aquellas rentas que no se reciben en forma de dinero pero que se deberían haber obtenido. Estas rentas pueden ser inmobiliarias, provenientes de sociedades transparentes, de transparencia fiscal internacional o por la cesión de derechos de imagen.

¿Cómo afecta el IRPF a una nómina?


Las empresas están obligadas a retener a sus empleados un porcentaje de la nómina en función de la tabla de IRPF que establece la Agencia Tributaria a disposición de los trabajadores. De acuerdo con el sueldo bruto y las circunstancias personales de cada uno, la retención del IRPF va a ser diferente.

Las empresas entonces calculan el importe del salario bruto de cada uno de los empleados que se tiene que pagar a Hacienda en concepto de IRPF y se lo descuenta de cada una de las nóminas cada mes.

Esto se puede hacer de forma prorrateada entre 12 o 14 pagas o se puede aplicar un porcentaje menor del que le corresponde al trabajador en los primeros meses del año y luego lo puede ir ajustando elevándose los meses finales del año, o al revés; de aquí las diferencias que se pueden producir en la retenciones.

Para saber si el trabajador está excluido de retener, se puede averiguar a la hora de calcular las retenciones de la situación personal de cada trabajador, según la siguiente tabla:

retención IRPF

Si nuestro salario fuese inferior a las cifras que indica la tabla no estaríamos obligados a retener el IRPF dentro de nuestra nómina.

Para calcular el máximo y mínimo personal según indica la ley de IRPF, de forma general, el mínimo de carácter general es de 5.550 euros. Para los mayores de 65 años se le añadiría a esta cantidad 1.150 euros y para los mayores de 75 años se le añadiría a esta cantidad 1.400 euros.

Por tanto, para una persona de 38 años que cobra 20.000 euros tendría:

cálculo IRPF

Nuestro mínimo personal sería de 5.550 euros, a los que se les tendría que aplicar una retención del 19% que es el primer tramo aplicable para saber qué importe nos podremos deducir de los tramos del IRPF que se calculan a continuación. Por tanto, nos podemos deducir de nuestro tramos 1.054,50 euros.

La estructura por tramos de IRPF sería para el 2017:

tramos IRPF

El tipo mínimo que se aplica es del 19% el mínimo y el 45% el máximo y se va aplicar por tramos. Es decir, para un sueldo bruto de 20.000 euros se aplicaría:

tramos IRPF

A los primeros 12.450 euros se les aplicaría el 19% con un importe retenidos por IRPF de 2.365,50 euros más los 4.280 euros en el siguiente tramo que se aplica el 24% de retención con un IRPF de 1.027,20 euros. Por tanto, se nos retendrá un total de 3.392,70 euros.

De esta manera, el IRPF que se nos aplicará durante el año será la diferencia entre los tramos que hemos aplicado al IRPF de 3.392,70 euros y nuestra retención mínima personal de 1.054,50 euros, con un importe total de 2.338,20 euros y un 11,69% del importe bruto de nuestro salario, como se puede ver en el siguiente cuadro:

total IRPF

Calculadora del IRPF

Si quieres ver cómo se realiza el cálculo en tu nómina lo puedes ver desde este simulador:

¿Cómo afecta el IRPF a los autónomos?


Como trabajador autónomo también se tiene que adelantar las retenciones del IRPF. Lo que ocurre es que no se tendrá que realizar grandes cálculos como se realiza en la nómina de los trabajadores por cuenta ajena.

Un trabajador autónomo puede tener varios clientes con diferentes ingresos que no siempre van a ser fijos. Esto complica bastante los cálculos que se deben realizar durante el año. La solución de la Agencia Tributaria es establecer unas tablas fijas de retenciones en función de la actividad.

La retención de carácter general es del 15% y se deberá aplicar directamente cada una de las facturas que realice el trabajador autónomo. Para el resto de casos:

➡️ Autónomos profesionales: la retención de IRPF es del 15%. Hasta el año 2016 este porcentaje fue del 19%. El porcentaje de la retención se restará del importe bruto a facturar, nunca del neto que también deberá incluir el IVA.

➡️ Autónomos en módulos: el porcentaje se establecer por ley y desde el año 2016 se eliminó la obligación de tributar el 1% para determinadas actividades y ahora todas deben tributar por el 15%.

➡️ Autónomos de actividades ganaderas y agrícolas: no todas las actividades tienen el mismo tipo de retención ya que las actividades ganaderas de engorde de porcino y avicultura se tributa por el 1%, mientras que las actividades agrícolas y restantes actividades ganaderas tributan por el 2%.

➡️ Autónomos actividades forestales: los autónomos que se dedican a realizar este tipo de actividades tiene que tributar por el 2%.

➡️ Nuevos autónomos: por darse de alta el primer año que se hagan autónomos y los 2 siguientes pueden aplicarse una retención del 7% en lugar del 15%. Para poderse aplicar esta retención reducida es necesario no haber realizado actividad económica alguna durante los 12 meses anteriores. Esta reducción de retención no es obligatoria ya que cada autónomo puede decidir si se la aplica o no. Su mayor ventaja es que permite tener una mayor liquidez al principio.

➡️ Autónomos que no deben aplicar retenciones de IRPF: son aquellos empresarios no profesionales que están exentos de tributar por IRPF. La Agencia Tributaria considera como empresario no profesional aquellos que desarrollan actividades calificadas en la primera sección de las tarifas del Impuesto de Actividades (IAE).

¿Quieres especializarte en el sector de los Recursos Humanos y reforzar tu papel en esta área? Puedes hacerlo con el Master en Dirección Innovadora de los Recursos Humanos de IEBS, con el aprenderás a gestionar el activo más importante de las empresas, su capital humano.

Master en Dirección Innovadora de los Recursos Humanos

Aprende las estrategias más innovadoras de la Dirección de los RRHH

¡Quiero saber más!

Comparte y comenta este artículo!

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

IEBS EN LAS REDES

BUSCA EN EL BLOG

SUSCRÍBETE AL BLOG

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Sucríbete ahora y recibe todo el contenido de nuestro blog

LO MÁS LEÍDO HOY

Tags

x
Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet
No gracias, seguir leyendo el post