Marketing Digital

Tendencias, novedades, noticias y tips del mundo de Marketing Digital

Marketing Digital

21 Mar 2017
Sé el primero en comentar

Cómo crear tu marca personal online para ganar dinero

MaloRegularBuenoSobresalienteExcelente! (2 votos, promedio: 5,00 de 5)
Loading...
Imagen de perfil de Alba Brotons

marca personal online para ganar dinero

Las consecuencias de crear una buena marca personal online son positivas tanto para aquellas personas que buscan trabajo, ya que multiplica las posibilidades de que las conozcan empresas de su sector y se interesen por sus cualidades, como para aquellas personas emprendedoras que desean abrirse camino y buscan el autoempleo, ya que generan confianza y seguridad hacia sus clientes potenciales.

Crear una marca personal online en Internet es muy útil a nivel laboral y social por varios motivos:

  • Tienes un mayor control sobre la percepción que tengan empresas, clientes y/o compañeros del sector sobre tu propia imagen en Internet, ya que la fuente primaria partirá precisamente de los mensajes que tú mismo transmitas.
  • Te posibilita poder diferenciarte en el terreno laboral de otras personas con un perfil similar al tuyo y destacar aquello que te hace único.

Artículos relacionados:

7 pasos para crear tu propia marca personal online para ganar dinero


¿Qué pasos debes seguir para crear tu propia marca personal online? Te los contamos:

#1 Analizarte en profundidad


En primer lugar debes ser sincero contigo mismo y profundizar en tus ideales, tus conocimientos, tu carácter, tus hábitos y tu propio estilo.

Contestar con detalle a las siguientes preguntas, y a otras que se te ocurran, te ayudará a encontrar tu propio camino para crear tu marca online desde 0:

  • ¿En qué campos tienes amplios conocimientos y experiencia?
  • De esos campos ¿A cuáles te gustaría te dedicar tu tiempo?
  • ¿Con qué valores te identificas y qué te gustaría transmitir?
  • ¿Cuáles son tus virtudes y defectos?
  • ¿Cuáles son tus hábitos de trabajo?
  • … y un largo etcétera.

No tengas miedo en profundizar lo suficiente en ti mismo, pero tampoco alargues esta fase demasiado o podrías no arrancar nunca e incluso acabar sufriendo el llamado “Síndrome del impostor”.

#2 Análisis de mercado y cruce de datos


Una vez que tengas claro quién eres y qué quieres, debes analizar cómo encajar tus objetivos en el mercado existente. Prueba a hacerte estas preguntas en el siguiente orden y no te saltes ninguna:

  • ¿Qué servicios podrías ofrecer en base a tus conocimientos y habilidades?
  • ¿Con estos servicios qué solución ofreces?
  • ¿Esta solución resuelve el problema de algún segmento del mercado?

Plantéate si realmente ayudas en algo con tus servicios y por qué debería acudir a ti el público y no a otra persona para resolver sus problemas.

➡️ Describe lo más detalladamente posible quién es este público.

Aquí debes hacer un retrato al detalle de tu público objetivo, el llamado buyer persona. No sólo debes decir edad y sexo, debes conocerlo absolutamente todo de él: qué le gusta, qué no, qué hábitos tiene, dónde vive, en quién confía y quién le influye, cómo consume información, en qué canales y cuándo la consume… cuanto más entiendas y conozcas a tu buyer persona, más ajustados serán tus contenidos y tus servicios a este segmento de población concreto al que te diriges. Tu éxito dependerá en gran parte de si gustas o no a este público.

➡️ ¿Existe suficiente demanda?

En este punto no respondas “por intuición”. Métete en Internet, observa, investiga a personas que se dediquen a esto en lo que te quieres enfocar y pregunta a tu entorno, a tus colegas de profesión, en foros especializados… necesitas feedback para conocer una respuesta real lo más objetiva posible.

  • En caso de existir mucho mercado ¿Tienes excesiva competencia? ¿La oferta supera con creces a la demanda?
  • Si has respondido sí a las respuestas anteriores ¿Podrías aportar algo distinto que tu competencia?

No es necesario que “inventes” algo de la nada, sino que puedes ser distinto simplemente tratando algo que ya existe desde un punto de vista distinto o con un estilo original. Si te conviertes en una versión floja de algo ya existente es muy probable que no alcances el éxito esperado y te frustres.

Una vez respondidas todas estas cuestiones deberías haber podido llegar a una conclusión firme sobre qué puedes ofrecer que realmente resuelva el llamado “dolor” de tu buyer persona, es decir, aquello que le lleva a contratar sus servicios para sentirse mejor. Y también deberías haber podido concretar cómo vas a resolverlo: procedimiento, canales a utilizar, etc.

#3 Planteamiento de la estrategia


Aquí debes planear qué debería hacer tu buyer persona desde el momento en el que no te conoce hasta el momento en el que no sólo te compra, sino que además recomienda tus servicios a otras personas. Crear un funnel de ventas exitoso.

Debes ser muy realista y planear qué pasos debería seguir este cliente potencial para llegar a la compra y también a su fidelización y qué vas a hacer para conseguirlo. Tu buyer persona no va actuar como tú deseas si realmente no tiene motivos reales para ello.

Aunque sea cruel pensarlo de esta forma, te irá mejor si piensas que los usuarios son “impacientes” (si tu web no carga en 2 segundos, tendrás un alto porcentaje de rebote), “vagos” (si para acceder a la información útil le pides 5 clics, scroll y que ponga hasta su DNI en el formulario, se aburrirá a mitad de camino y saldrá de tu web) y “tontos” (si no queda claro en el primer segundo qué ofreces y no sabe dónde debe hacer clic, no se esforzará en averiguarlo y se irá).

Identificar buyer persona

En este punto deberías plantear la estructura de tu web, tu estrategia de email marketing, tu estrategia en redes sociales, tu estrategia en campañas de CPC (Facebook Ads, Google Adwords…). Planificar estratégicamente todo aquello que marque el camino a tu buyer persona.

Este punto es clave, pero también es, con diferencia, el más complicado y es posible que te toque modificarlo con frecuencia para perfeccionarlo y también para ajustarlo a las nuevas circunstancias de tu mercado a lo largo del tiempo.

#4 Concretar nuestra imagen online


A partir de este punto, debemos crear nuestra imagen en la red comenzando por elegir una línea estética que esté en concordancia con nuestros valores y con aquello que queremos transmitir (todo lo concretado en el punto 1). Debemos elegir nuestros colores (te servirá esta infografía sobre el color) y tipografías corporativas, tener un logo y una web acorde con nosotros mismos y nuestros servicios.

Es importante que no cometamos el error de querer hacerlo todo nosotros si no tenemos suficientes conocimientos. Una inversión a tiempo en profesionales del diseño gráfico, web y/o copywriting puede hacernos ahorrar dinero a largo plazo ¡Y no olvides la gran importancia del SEO!.

También para esto es importante que busquemos feedback externo para saber si realmente acertamos en lo visual. No tengas miedo en preguntar a tus compañeros de profesión o a tus amigos. Sin darles información previa sobre lo que ofreces, pregúntales: ¿Qué sensaciones te evoca mi imagen online (web, logo, colores…)? ¿Qué te dice mi web? Si a la primera no saben decir sobre qué va tu web es que no estás transmitiendo un mensaje claro y tendrás que replantearte la estructura de la misma, las imágenes, los textos y su posición.

No intentes influir en sus opiniones, simplemente deja que sean sinceros, si es que realmente quieres saber la verdad y poder corregir los posibles errores de tu imagen online.

#5 Alianzas y Networking


Localiza a tu competencia y mira por dónde se mueve, con quién se junta y qué le da visibilidad. Es el momento de dar la cara, asistir a conferencias, ferias, comentar en foros especializados y enviar emails.

Debes dejar de ser una cara desconocida en tu mercado. El networking no sólo te proporcionará nuevos y valiosos conocimientos (nunca olvides que no lo sabes todo, mantén tu ego a raya), sino que podría regalarte oportunidades de negocio inesperadas y muy rentables. Abre bien los ojos, viaja y desarrolla tus habilidades sociales todo lo que puedas.

Este punto debes trabajarlo siempre, no tiene una fecha de fin.

#6 Consigue tráfico y analízalo


La forma más rápida de atraer tráfico a tu web es pagarlo, así de simple. Atraer tráfico a través de un trabajo constante de SEO y medirlo correctamente es muy necesario también, pero más lento, por ello comienza atrayendo tráfico con Google Adwords y Facebook Ads, que serán tus aliados sobre todo al principio, dependiendo de tu mercado. Así que lánzate a crear una campaña de SEM y mide y analiza con detalle qué ocurre con dicho tráfico. Te recomendamos que al principio no gastes demasiado en tus campañas de CPC, sino que utilices una pequeña inversión para hacer pruebas y ver qué falla en tu funnel de ventas y qué es un acierto.

Analizar el tráfico

Existen muchas herramientas que te informan paso a paso sobre si tu estrategia está funcionando o no ¡Utilízalas! No te guíes por la intuición, son los datos reales y objetivos los que te darán las claves de tu éxito.

Usa herramientas gratuitas e imprescindibles como son Google Analytics y Google Search Console, analiza las propias gráficas de Facebook Ads o Google Adwords (dependiendo de dónde hayas decidido invertir), revisa obsesivamente los datos de tus envíos de email marketing, prueba versiones gratuitas de herramientas útiles como por ejemplo es Hotjar (crea mapas de calor en base a los visitantes de tu web, graba las sesiones de tus visitantes para que veas dónde hacen clic y donde no, etc.)… Toda información es poca.

Por supuesto, si en el proceso de prueba logras ventas, ponte en contacto con estos clientes y no tengas miedo de preguntarles su opinión, qué les ha llevado a realizar la compra, qué es lo que más les ha gustado, qué mejorarían… Tener testimonios reales acerca de tu funnel de venta y de tu servicio o producto es oro puro que debes aprovechar.

#7 Lanzamiento oficial


Una vez que tengas todos los datos en tu mano y que hayas hecho las modificaciones necesarias en base a ello: es el momento de realizar tu primer lanzamiento oficial.

Si has puesto en marcha el punto 5 incluso tendrás un “padrino” o una “madrina” que te apoye y multiplique la difusión de tu lanzamiento (aunque quizá también sea planteable pagar por tener este apoyo).

¿Qué prepararás para tu primer lanzamiento? Pon el motor a la máxima revolución: campañas de CPC, campañas de email marketing, redes sociales on fireAdelante lanzamiento, ¡ánimo y a por ello!

Existen muchas estrategias y fórmulas para crear una marca personal consolidada con la que incrementar tu imagen y reputación y, por lo tanto, también tus ingresos. Si quieres desarrollar tu marca personal y formarte en Marketing Digital y Community Management para potenciarla, IEBS te ofrece el Postgrado en Marketing Digital y Community Management

Postgrado en Marketing Digital y Community Management

Conviértete en un profesional de la era 2.0 del Marketing

¡Quiero saber más!

Comparte y comenta este artículo!

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

IEBS EN LAS REDES

BUSCA EN EL BLOG

SUSCRÍBETE AL BLOG

Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Sucríbete ahora y recibe todo el contenido de nuestro blog

LO MÁS LEÍDO HOY

Tags

x
Ideas, noticias y mucha formación en tu bandeja de correo
Suscríbete ahora y recibe los mejores contenidos sobre Emprendedores, Marketing, Negocios e Internet
No gracias, seguir leyendo el post